Qué ver en Córdoba. 27 Lugares Imprescindibles.

qué ver en Córdoba

Sin lugar a dudas, Córdoba es una de las ciudades más bonitas de España. Callejas con encanto, monumentos, historia, tradición, gastronomía, arte… Esta ciudad declarada Patrimonio de la Humanidad en España tiene infinidad de cosas que ofrecernos en nuestra visita.

QUÉ VER EN CÓRDOBA. 27 LUGARES IMPRESCINDIBLES.

 

1. Mezquita Catedral de Córdoba.

La Mezquita-Catedral de Córdoba es el emblema de la ciudad. Declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1984, es el monumento más importante de todo Occidente islámico, y uno de los más espectaculares del mundo. Sus paredes y sus estancias nos resumen la evolución completa del estilo omeya en España, además de elementos góticos, renacentistas y barrocos de la construcción cristiana. Una absoluta brutalidad.

El lugar que ocupa la Mezquita-Catedral, parece haber estado dedicado al culto de diferentes divinidades a lo largo de la historia. Bajo dominación visigoda aquí se construyó la Basílica de San Vicente, sobre la cual se edificó posteriormente la primitiva mezquita. Esta primera basílica fue compartida para el culto por cristianos y musulmanes, pero conforme la población musulmana fue aumentando en Córdoba, la basílica fue adquirida en su totalidad por Abderraman I en el s.VIII. La basílica de San Vicente fue destruída por completo para erigir la primera Mezquita Alhama.

Qué ver en Córdoba

Con el transcurso de la historia, la mezquita fue ampliándose bajo mandato de Abderramán II, Abderramán III, Alhakén II, Almanzor… Además de construir el Mihrab, ampliar naves de arquería superpuesta bicolor, colocar capiteles, modificar la torre… en 1523 el obispo Alonso de Manrique decide construir una Catedral Cristiana en el interior de la mezquita. En medio de la inmensidad de las columnas musulmanas, se abre paso un alarde de la ingeniería a base de bóvedas góticas de crucería, una capilla mayor, ángeles, santos, apóstoles, un impresionante coro… concluyendo con el patio de los naranjos y la torre Campanario.

Te recomendamos que visites el templo con calma, degustando cada uno de sus rincones. Tanto su historia como cada uno de los detalles arquitectónicos que ofrece la Mezquita-Catedral de Córdoba son sorprendentes, por lo que dedícale su tiempo y disfrútala al máximo.


2. Torre Campanario.

Situada frente al patio de los naranjos y dentro del complejo de la Mézquita-Catedral de Córdoba, encontramos la Torre Campanario, que decora y marca el perfil de la ciudad desde hace siglos desde el primitivo alminar musulmán del s. VIII. Sus 54 metros de altura la convierten en el edificio más elevado de la ciudad, y nos brinda la oportunidad de descubrir uno de los mejores miradores de Córdoba.

Con el único fin de congregar y convocar a los fieles, esta torre lo ha hecho de diversas formas y estilos que han ido variando con el transcurso de la historia. El antiguo alminar de la Aljama fue reconvertido en Torre campanario tras la conquista cristiana. No es hasta 1589 cuando se decide crear una nueva torre que envuelve parte de los vestigios califales a raíz de un terremoto que afectó la estructura de la antigua torre que aquí yacía.

Esta nueva torre catedralicia es realizada según el proyecto de Hernán Ruiz III, que llegó a concluir el cuerpo de campanas. Posteriormente, se suceden las intervenciones, donde se añade el cuerpo del reloj y la linterna sobre la que se asienta la figura de San Rafael. En la actualidad, el toque de las campanas sigue regulando la vida litúrgica y manteniendo el fin con la que se vio levantada desde el primer momento, convocar a los fieles.

Qué ver en Córdoba


3. Patio de los Naranjos.

El patio de los naranjos es la preciosa antesala que nos anuncia las maravillas que encontraremos en el interior de la Mezquita-Catedral de Córdoba. Lo que un día fue el patio de abluciones califal, dará paso al patio de los naranjos en tiempos de reconquista cristiana. Este patio fue testigo de rituales previos a la purificación musulmana hasta que llegó el tránsito de las mayores solemnidades católicas.

Es entonces cuando este patio es cerrado por su zona norte, llevando a cabo un proceso de cerramiento. Algunas de sus galerías fueron reconstruidas durante el s. XVI, dando paso al aspecto que hoy conocemos; un jardín repleto de naranjos, palmeras y cipreses que se distribuyen en hileras, como si se tratase de un reflejo de las columnas que inundan la sala de oración interna. El agua tiene un papel protagonista, en presencia De Fuentes y surtidores. Te recomendamos que des un paseo por esta zona tras finalizar tu visita al templo. La tranquilidad y la calma son absolutas.

Qué ver en Córdoba


4. Triunfo de San Rafael.

Justo al lado de la Puerta del Puente encontramos el monumento al triunfo de San Rafael, uno de los grandes imprescindibles que ver en Córdoba. La obra está realizada en el s.XVIII, donde nos presenta una etérea columna que sustenta al Arcángel. A su vez, esta torre se hunde sobre sus muros, y sobre una gruta. De esta manera, se expone la simbología del inframundo, lo terrenal y lo divino.

Si este monumento te sorprende, debes saber que Córdoba cuenta con numerosas esculturas a lo largo de toda la ciudad que representan estos triunfos. Cuando la ciudad pasaba por etapas de grandes penurias o epidemias, los cordobeses se encomendaban a su Santo Custodio, erigiendo estos monumentos o “triunfos”.

Puedes encontrar algunos de estos Triunfos de San Rafael en la Plaza de la Compañía, Glorieta Conde de Guadalhorce, Plaza de San Basilio, Plaza del Potro, Puerta Nueva, Plaza de los Aguayos, Plaza de San Hipólito… Los triunfos de San Rafael son figuras protectoras de la ciudad que siguen con la mirada el devenir de la ciudad.

Qué ver en Córdoba


5. Puerta del Puente.

La Puerta del Puente es otra de las paradas que debes hacer en una ruta por Córdoba. Esta puerta originalmente formaba parte de las murallas que cercaban la ciudad, y en la reconquista era conocida bajo el nombre de Puerta de Algeciras.

A causa de la visita de Felipe II a la ciudad en el s.XVI, la puerta sufre una importante remodelación, dándole el aspecto monumental que podemos observar en la actualidad. No es hasta el s.XX cuando la construcción se independiza de la muralla que flanqueaba Córdoba. En la actualidad, la Puerta del Puente se puede visitar. En su interior encontrarás una Sala de Exposiciones permanente que ilustra su historia a través de textos e imágenes. Pero todavía más interesante nos pareció su mirador situado en la parte superior, donde se obtiene preciosa panorámica de todo el increíble entorno.

Qué ver en Córdoba


6. Real Parroquia de San Lorenzo Mártir de Córdoba.

Situada en el barrio homónimo, nos topamos con esta joya de la arquitectura medieval cordobesa, una de las iglesias fernandinas más populares de la ciudad.  La iglesia fue construida durante la segunda mitad del siglo XIII, en plena transición del románico al gótico, haciendo de esta un lugar más sorprendente todavía. Esta mezcla de estilos la podemos encontrar en el pórtico de tres arcos, su impresionante rosetón gótico-mudejar y su torre, así como en pinturas italogóticas y el retablo mayor de estilo barroco de su interior.

La torre fue construida sobre el alminar de una antigua mezquita, cuyos restos todavía pueden ser visibles en el cuerpo principal. Pero lo primero que nos vino a la cabeza al ver la torre, fue la Giralda de Sevilla. Y es que los prismas superiores preceden en estética a dicha construcción sevillana. Esta iglesia está declarada Bien de Interés Cultural, y no es para menos.

Qué ver en Córdoba


7. Patios de San Basilio.

El barrio de San Basilio, ubicado entre la parroquia homónima y el Alcázar, presume de tener algunos de los patios más bonitos de Córdoba. Es posible encontrar otros bellos patios en el barrio de la judería y el barrio de Santa Marina, así como en el interior del Palacio de Viana. Sin embargo, el barrio de San Basilio sigue siendo el más emblemático y donde encontrarás también la Asociación de Amigos de Los Patios Cordobeses.

Debido al cálido y seco clima de la ciudad, sus habitantes alteraron la tipología de sus hogares, centrando la vivienda en torno a un patio que contaba con una pequeña fuente y un pozo. Tras este descubrimiento por parte de los romanos, los musulmanes se percataron de que añadir abundante vegetación en la entrada de sus viviendas, aumentaba la sensación de frescor.

Lo que comenzó como una necesidad de apaciguar las altas temperaturas de Córdoba, acabó convirtiéndose en toda una tradición y emblema de la ciudad. Desde el año 1921 el Ayuntamiento de la ciudad convoca un concurso de Patios durante la primera quincena de mayo. Los propietarios de los patios engalanan sus viviendas con mimo y esmero para conseguir el prestigioso galardón ofertado por el Consistorio.

Este festival gira entorno a diferentes actuaciones folclóricas y buena gastronomía, por lo que atrae a miles de turistas anualmente. Si no coincides con esta preciosa fiesta llena de flores, no te preocupes. Puedes visitar muchos de estos patios a lo largo de todo el año, encuentra toda la información aquí.

qué ver en Córdoba


8. Calle Cairuan, un paseo por las murallas.

Otro de los lugares que ver en Córdoba sí o sí, es la calle Cairuan. Esta calle debe su nombre a la urbe tunecina de Kairouan, hermandada con la ciudad andaluza, marca el límite de la judería, otra de las zonas más bellas y auténticas de la ciudad cordobesa. Te recomendamos que des un paseo por esta zona, la que para nosotros fue uno de nuestros rincones favoritos en Córdoba.

Sobre la anterior muralla romana se levantan estos muros que sirvieron para encerrar la medina. Durante siglos Córdoba fue una ciudad totalmente amurallada, decorada por lienzos e increíbles puertas de entrada. Hoy en día, todavía podemos ver vestigios de la grandeza de esta construcción pasada. Lienzos, puertas en perfecto estado, y varios metros de muralla reconstruída. Todo esto ocurre en la Calle Cairuan, entre albercas, fuentes y canalillos de agua cristalina, esculturas de Séneca y Averroes, que hacen las delicias de cualquier viandante.

Qué ver en Córdoba


9. Judería de Córdoba.

La judería es otra de las zonas más espléndidas que ver en Córdoba. Tras las conquista de la ciudad por los musulmanes en el año 711, esta zona mantuvo su gran relevancia debido a que albergaba gran parte los edificios públicos de la urbe. No es hasta la época bajo medieval cristiana cuando los judíos comienzan a ocupar esta zona de la ciudad. Desde entonces hasta su expulsión por parte de los Reyes Católicos, los judíos ocuparon este barrio que hoy conocemos como “la judería”.

En la actualidad encontramos un barrio con dos calles transversales centrasles y un laberinto de estrechas y retorcidas callejas, presentando el típico trazado islámico. La Puerta de Almodóvar y la Mezquita-Catedral marcan los límites de esta maravillosa zona que merece la pena recorrer a pie, atravesando sus coquetas plazas y pequeños rincones. Descubre la sinagoga, el zoco municipal, la estatua de Averroes y mucho más en este barrio declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Qué ver en Córdoba


10. Sinagoga de Córdoba.

La Sinagoga de Córdoba es uno de los lugares más alucinantes que visitar en Córdoba. Situada en el barrio de la judería y menos popular que otros templos y monumentos, este templo judío es un lugar de lo más interesante desde el punto de vista histórico, social, político y artístico. Esta obra es única en Andalucía y una de las mejores conservadas de la época medieval de toda España.

Esta fue construida en el s.XIV y sirvió de templo hasta la definitiva expulsión judía en 1492. De planta cuadrangular es decorada con atauriques mudares, inscripciones y arcos ornamentados con yeserías. Si tienes algo de tiempo, merece muchísimo la pena dedicarle algo de tiempo a este templo declarado Monumento Nacional.

qué ver en Córdoba


11. Puerta de Almodovar.

Situada en la calle Cairuán, la Puerta de Almodovar nos abre paso a la judería. Conocida en la época musulmana como la Bad al-Yawz, esta obra en su mayor parte cristiana del s.XIV es el único acceso que pervive de los nueve edificados por Abd al-Rahman I. La puerta fue restaurada en 1802, aunque se han conservado casi íntegras las almenas y el adarve originales que todavía podemos observar en la actualidad.

Desde 1965, junto a la puerta se encuentra una escultura en bronce dedicada al filósofo y dramaturgo cordobés Séneca, donde aparece de pie, togado y portando un rollo en la mano. Te recomendamos que des un paseo por toda esta zona, la puerta de Almodovar y el fragmento de muralla te transportan a épocas pasadas.

Qué ver en Córdoba


12. Calleja de las Flores.

Otro de los lugares más bonitos que ver en Córdoba es la popular Calleja de las Flores. En pleno corazón de la judería, encontramos uno de los más emblemáticos, transitados y fotografiados rincones.

Se trata de una estrecha calle flanqueado por edificios de un color blanco impoluto y decorada con macetas con flores. La calle finaliza en una pequeña plaza con una coqueta fuente, desde donde podrás observar la Torre Campanario de la Mezquita-Catedral de Córdoba. Sin duda, una de las postales más bonitas de toda la ciudad.

Qué ver en Córdoba


13. Plaza de las Tendillas.

La Plaza de las Tendillas es el lugar perfecto de reunión. Se trata de uno de los puntos más transitados por turistas y lugareños. Entre restaurantes, bares y heladerías se encuentra la escultura ecuestre del Gran Capitán, que preside la popular Plaza de las Tendillas.

Todos los edificios que rodean esta plaza tienen aires señoriales. Entre todos ellos cabe destacar el Palacio Colomera, una edificación modernista de 1928 que ha sido convertida en hotel (increíble, por cierto). Se trata de una zona perfecta para dar un paseo, tomar algo, ir de compras o alojarse en la ciudad.

Qué ver en Córdoba


14. Palacio de la Merced y Jardines de la Merced.

En una visita a Córdoba, no puedes dejar de visitar el Palacio de la Merced y sus jardines. Situado próximo a la Plaza de Colón, se erige este antiguo convento mercedario en el representativo estilo barroco cordobés. Las obras de este impresionante Palacio comenzaron en el s.XVIII, levantando una iglesia, patios y salas.

Tras dar lugar a un convento y a un hospicio, en la actualidad es la Diputación de Córdoba y además, durante todo el año acoge exposiciones nacionales e internacionales. Te recomendamos que hagas una visita a su interior y contemples su claustro, sus patios, sus suelos bicolor, sus escalinatas… merece absolutamente la pena dedicarle algo de tiempo a este lugar menos conocido de la ciudad andaluza.

Qué ver en Córdoba


15. Monumento a Manolete.

Este conjunto escultórico dedicado a Manolete se encuentra en la coqueta Plaza del Conde. Esta obra fue inaugurada el 8 de mayo de 1956, nueve años después de la muerte del torero en los ruedos.

Debido a la muerte del diestro cordobés, el pueblo abrió una suscripción pública para costear una escultura en su memoria. Debido a que esto no dio sus frutos, el ayuntamiento celebró una corrida de toros que pudiera recaudar fondos para la creación de dicha escultura. De esta manera, la figura de Manolete persiste al paso de los años.

Qué ver en Córdoba


16. Palacio de Viana.

En la plaza de Don Gome se levanta este majestuoso palacio del s.XIV, cuyas dependencias se desarrollan en torno a doce magníficos patios y un precioso jardín. Alrededor de estas zonas se distribuyen varias estancias que acogen numerosas colecciones de todo tipo; pinturas, vajillas, mosaicos, tapices, azulejos, armas de fuego, pinturas, guadamecíes… Además de una espléndida biblioteca de entre los s.XVI y XVIII.

Sin embargo, lo que vuelve todavía más especial a este Palacio son sus flores, que decoran y perfuman cada rincón de esta casa señorial. En su interior podrás encontrar algunos de los patios más coquetos de toda la ciudad, por lo que te recomendamos que le dediques un par de horas en tu visita a Córdoba.

qué ver en Córdoba


 

17. Homenaje a la Fiesta de los Patios de Córdoba.

Debido a la climatología seca y calurosa de la ciudad, adaptaron sus viviendas centrándolas en torno a un patio que solía tener una fuente y un pozo. Los musulmanes readaptaron este esquema dando entrada a la vivienda desde la calle y colocando abundante vegetación que diera sensación de frescor.

Desde el año 1921 el Ayuntamiento de Córdoba organiza durante la primera quincena de mayo un concurso de Patios, en el que los propietarios de estos engalanan sus viviendas cuidando hasta el último detalle. Por tanto, lo que un día empezó como un recurso para bajar la temperatura de las viviendas, hoy se ha convertido en todo un arte. En la Plaza Puerta del Rincón, frente a la torre, encontrarás esta escultura en Homenaje a la Fiesta de los Patios, donde una mujer revisa o coloca las flores de su patio.

Qué ver en Córdoba


18. Plaza de Capuchinos.

La Plaza de Capuchinos es uno de los rincones más bonitos de Córdoba. Una pequeña y sencilla plaza llena de tranquilidad en la que se encuentra el famoso Cristo de los Faroles y la iglesia del convento de los Padres Capuchinos. El blanco de los muros que flanquean la plaza, crean un efecto más dramático de este crucificado barroco.

Para llegar hasta ella, hay que pasar por la preciosa Cuesta del Baílio, entre adoquines, flores y una fuente. Merece infinitamente la pena dar un pequeño paseo por esta zona de Córdoba, donde impera la paz más absoluta.

Qué ver en Córdoba


19. Cuesta del Bailío.

Desde la céntrica calle Alfaros accedemos a otro de los lugares imprescindibles que ver en Córdoba, la Cuesta del Bailío. Se trata de una de las entradas de la muralla que comunicaban la Ajerquía con la Medina. El nombre de la plaza se debe a la Casa del Baílio, residencia realizada en 1530 y con una preciosa fachada renacentista.

Esta de las zonas más tranquilas por las que paseamos en Córdoba, y uno de los rincones más mágicos y coquetos. Desde aquí accedimos a la Plaza de Capuchinos, presidida por el Cristo de los Faroles. Sin lugar a dudas, uno de los paseos más bonitos de la ciudad.

Qué ver en Córdoba


20. Real Parroquia de San Andrés Apóstol.

Fundada en el s.XIII, construida sobre una basílica visigoda y con modificaciones de los s.XVII y XVIII, encontramos otro de los lugares imprescindibles que ver en Córdoba. La Real Parroquia de San Andrés Apóstol, situada en la Plaza de San Andrés, es una auténtica joya de la ciudad.

Su portada principal del s.XVII, su torre del s.XVI, el retablo barroco de estilo churrigueresco, así como los numeroso lienzos de su interior, son algunos de los motivos por los que te recomendamos que le hagas una pequeña visita. Además, el entorno entre casitas blancas y palmeras, no puede ser más ideal.

Qué ver en Córdoba


21. Iglesia de San Pablo.

Otras de las iglesias que visitamos en Córdoba fue la de San Pablo, justo frente al ayuntamiento. La iglesia fue erigida entre los s.XIII y XIV, e importantemente reformada durante el s.XVIII. Pero si algo nos llamó la atención fue la doble fachada.

Primero nos topamos con una fachada exterior con una portada de retorcidas columnas salomónicas. Tras cruzarla, un pequeño compás, la portada de corte manierista que da acceso al templo de tres naves. La torre que podrás vislumbrar conserva uno de los carillones mejor conservados de toda España. Además, en su interior podrás observar decoración mudéjar y la qubba, dejando en evidencia que probablemente la iglesia fue levantada sobre un palacio almohade.

Qué ver en Córdoba


22. Templo Romano.

Junto a la Iglesia de San Pablo y el ayuntamiento encontrarás uno de los lugares más visitados de Córdoba, el Templo Romano. Su construcción comenzó durante el reinado del emperador Claudio y finalizó con el reinado de Domiciano unos 40 años después, aunque sufrió algunas alteraciones posteriores durante el s.II.

Este templo formó parte del Foro provincial junto con un circo, fue dedicado al culto imperial, y desde luego, nos alucina con sus enormes dimensiones. Puedes dar un paseo por las inmediaciones para admirar e imaginarte como hubiese sido la ciudad en aquella época, o si te interesa mucho el tema, puedes visitar el Museo Arqueológico, donde se hayan expuestas algunas piezas originales de este Templo Romano.

Qué ver en Córdoba


23. Plaza de la Corredera.

La Plaza de la Corredera fue uno de nuestros lugares favoritos de Córdoba, y no es para menos. Se trata de una plaza porticada al más puro estilo castellano, que inevitablemente te traerá a la mente el recuerdo de otras como la de Madrid o Salamanca. A pesar de ello, sus colores y su composición hacen que para nosotros sea una de las plazas más bonitas de España que hayamos visitado.

Se cree que en su día ocupó parte del Circo Romano debido a los mosaicos rescatados en intervenciones arqueológicas. Este lugar también fue zona de celebración de actos de fe, pregones, ejecuciones durante la invasión Francesa, incluso una Plaza de Toros. En la actualidad es un lugar ideal donde tapear, degustar la gastronomía cordobesa, curiosear sus tiendas de artesanía… vamos, otro de los centros neurálgicos de la ciudad y que por supuesto, ¡no te puedes perder!

Qué ver en Córdoba


24. Alcázar de los Reyes Cristianos.

El Alcázar de los Reyes Cristianos es otro de esos monumentos que no debes perderte en Córdoba. Se trata de una fortaleza y palacio de sólidos muros que fueron lugar de refugio de los Reyes Católicos mientras dirigían la campaña contra el Reino de Granada. Además, también fue el lugar en el que Cristóbal Colón les solicitó a ayuda a los Reyes para emprender el viaje que le llevaría a descubrir América.

El Alcázar de los Reyes Cristianos está cargado de historia en cada rincón. Restos romanos y visigodos conviven con los de origen árabe en este espectacular enclave, ya que fue un solar predilecto por los distintos gobernantes de la ciudad durante los años. Fernando III conquista Córdoba en 1236, por lo que es partir de entonces cuando comienza la restauración por parte de Alfonso X el Sabio. Además de residencia real, también fue utilizado como Sede del Santo Oficio y cárcel.

Dentro de sus extensos muros y las cuatro torres que perfilan cada uno de sus ángulos, encontramos distintas dependencias que giran en torno a patios con exóticas flores y plantas. En estas estancias de cúpulas góticas podemos encontrar piezas romanas, mosaicos, baños árabes e incluso un sarcófago pagano del s.III. Te recomendamos que hagas una visita a este impresionante complejo y te pierdas sobretodo, por sus patios y sus jardines.

qué ver en Córdoba


25. Plaza del Potro.

Situada en el barrio de la Ajerquía, debe su nombre a la fuente renacentista que la preside, cuyo principal elemento decorativo es la figura de un potro. Originalmente esta fue plaza fue lugar de compra-venta de ganado, así como de actividades artesanales.

Sus casitas de color blanco con detalles en amarillo, sus faroles y sus plantas, merecen que vengas a echarle un vistazo. Además, aquí encontraras el Museo de Bellas Artes y el Museo de Julio Romero de Torres.

Qué ver en Córdoba


26. Puente Romano. 

El Puente Romano de Córdoba es indiscutiblemente uno de los puentes más bonitos de España. Durante siglos esta fue la única entrada a la ciudad desde el sur, y ahora es una de las postales más conocidas formada por el Puente Romano, el Río Guadalquivir y la Mezquita-Catedral como telón de fondo.

Este puente está cargado de historia, ya que fue levantado durante el s.I a.C. Sus diecisiete arcos, y su estructura medieval han dado paso a distintas civilizaciones a lo largo de nuestra historia. La escultura de San Rafael que encuentras en medio del puente ha sido testigo también del rodaje de la famosa serie Juego de Tronos, donde el puente fue utilizado como escenario. Te recomendamos que des un paseo por este puente, y si puede ser al atardecer. La estampa es realmente brutal.

qué ver en Córdoba


27. Iglesia de Santa Marina.

La Iglesia de Santa Marina es nuestra última parada en este post sobre qué ver en Córdoba. Se trata de una de las ocho iglesias Fernandinas que se reparten por todo el casco histórico. Su construcción se inició tras la reconquista por el Rey Fernando III el Santo, por lo que ahora es todo un emblema de la ciudad.

Situada en el corazón de la Plaza del Conde de Priego, frente a la escultura de Manolete, encontramos una iglesia que combina los estilos tardorrománico, gótico, renacentista y mudéjar. El edificio con cierto aire de fortaleza, se distribuye en tres naves de estilo barroco. Cabe destacar su capilla bautismal mudéjar del s.XV y su impresionante rosetón. Te recomendamos que hagas una pequeña visita y des un paseo por esta zona cordobesa si tienes algo de tiempo.

qué ver en Córdoba


🗺️ Cómo llegar a Córdoba. 

✈️ Avión. El aeropuerto de Córdoba no acoge vuelos regulares de pasajeros, pero puedes volar hasta Sevilla, Málaga o Madrid y tomar posteriormente otro transporte.

🚂 Tren. Puedes llegar a la ciudad en el tren de Alta Velocidad (AVE) desde Sevilla, Málaga, Granada, Madrid, Alicante, Barcelona…

🚌 También puedes encontrar autobús desde Barcelona, Badajoz, Albacete, Alicante, Málaga, Madrid y otras muchísimas ciudades españolas.

🚗 Debido a su excepcional situación geográfica, Córdoba se encuentra muy bien comunicada también por carretera.  Se puede llegar desde Madrid, Cádiz, Sevilla por la A-4. Desde Málaga por la A-45. Desde Portugal por la Nacional 432. Existen diversas conexiones y autovías en muy buen estado que nos permiten ahorrar en peajes.


🛏️ Dónde dormir en Córdoba. 

Al ser una ciudad súper turística, dormir en Córdoba por poco dinero es una misión posible. La cantidad de oferta hotelera que encontrarás en Córdoba es bastante extensa, por lo que la relación calidad-precio es excelente. Te dejamos aquí nuestro alojamiento en la ciudad y otras recomendaciones de algunos de los mejores alojamientos de Córdoba.

Dormir en Córdoba
Nuestro alojamiento en H10 Palacio Colomera.

✈️Ahorra en tu próximo viaje

Esperamos que este artículo sobre la los 27 lugares imprescindibles qué ver en Córdoba  te haya sido muy útil para organizar tu próximo viaje por la ciudad andaluza. Si tienes alguna recomendación o sugerencia, no dudes en contactar con nosotros para que podamos seguir mejorando nuestro contenido. ¡Buen viaje!

Si no te quieres perder mis últimos viajes, sígueme en Instagram@nereabados

Sígueme