Qué ver en Hendaya.

 

Hendaya o Hendaye, es una comuna fronteriza francesa de la región de Aquitania. Se sitúa en el junto a la frontera con España, en frente de Irún y Hondarribia (Fuenterrabía) y a 21 km de San Sebastián. 

La situación geográfica de Hendaya, junto a la frontera española, ha hecho que la localidad haya sido siempre un punto importante de comercio entre España y Francia. Hablando históricamente, esta ubicación también ha probado ser problemática para Hendaya, ya que la localidad se ha visto envuelta en todos los conflictos entre ambos países. Afortunadamente, la tensión entre España y Francia disminuyó durante la Guerra Civil Española, ya que el pueblo vasco francés se convirtió en lugar de refugio para los españoles que huían de la guerra. En la estación de trenes de Hendaya, famosa y muy transitada por sus excelentes comunicaciones, tuvo el encuentro entre Franco y Hitler.

Sin embargo, en la actualidad, el antiguo pueblo pesquero de Hendaya es famoso por su extensa playa de fina arena blanca de más de 3kms de largo, delimitada por Hondarribia y dos peñones conocido como las Rocas Gemelas. A mitad de la playa podemos encontrar el antiguo Casino del pueblo, que con la marea alta, divide su playa en dos. Además, no podemos dejar de visitar Hendaya sin apreciar su arquitectura de estilo neo-vasco, su rica gastronomía, su Château Abbadia, y su espectacular localización repleta de carreteras y senderos infinitos entre el monte y el mar, al borde de acantilados de flysch. 

 

Qué Ver en Hendaya. 

 

    1. El casco antiguo de Hendaya.

Este se encuentra junto a la  estación de tren mencionada anteriormente, y es la zona fronteriza con España. Hendaya fue destrozada por las tropas españolas en 1793, por lo que el pueblo debió ser reconstruido, dando lugar al nacimiento del estilo arquitectónico neo-vasco. El punto neurálgico de la parte vieja del pueblo es la Place de la Republique, donde todos los miércoles se celebra el mercado semanal, y siendo un punto idílico para poder tomar algo. 

 

    2. Iglesia de San Vicente.

Fue construida durante el siglo XVI y se encuentra junto a la plaza de la República. Su exterior se caracteriza por ser de color blanco, con piedra expuesta en la esquinas y contraventanas de color rojo, encajando perfectamente con las casas que la rodean. 

 

    3. Frontón Gaztelu Zahar. 

Este frontón fue construido en 1899 y lleva el nombre de la fortaleza construida por Vauban previamente en ese mismo lugar, pero que fue destrozada tras las numerosas batallas entre Francia y España. El frontón es utilizado a menudo para practicar deportes vascos tradicionales tales y como cesta punta y pelota mano. Se encuentra junto a la parte antigua de Hendaya, en dirección a la playa. 

 

    4. El camino de la Bahía.

También conocido como Chemin de la Baie, se trata del sendero que transcurre junto a la Bahía de Txingudi y el pueblo de Hondarribia. El camino tiene una distancia de 14 km, comenzando en la punta este de la playa de Hendaya y continuando junto al agua hasta llegar al puente para cruzar a Irún, el puente Internacional. A lo largo del camino, podemos toparnos también con las ruinas de las murallas construidas por Vauban y varios cañones todavía apuntando a Hondarribia. 

 

    5. Playa de Ondarraitz.

La atracción turística de Hendaya por excelencia. Sus 3km de arena es el lugar perfecto para familias y muy popular entre los surfistas. Incluso en los días más concurridos (que lo suele estar), siempre es posible encontrar un hueco hacia la zona de las rocas gemelas. A lo largo de toda la playa, se elevan cientos de casas de estilo vasco, gran parte de ellas diseñadas por el arquitecto Edmond Durandeau al inicio del s.XX. 

 

    6. Boulevard de la Mer. 

Así es conocido el amplio paseo marítimo de la playa de Ondarraitz. A mitad del paseo se encuentra el Old Crosière Casino, un edificio que destaca no solamente por ser el único edificio construido en la playa misma, sino también por su particular arquitectura de estilo arábico. Durante 70 años fue utilizado como casino, sin embargo en la actualidad alberga una residencia de lujo y un centro comercial. A lo largo de todo el boulevard encontramos cientos de tiendas, locales de alquiler de tablas de surf, heladerías, bares, restaurantes…

 

    7. Las rocas gemelas.

También conocidas como les deux jumeaux. La leyenda dice que un día Basajaun (el hombre de los bosques en la mitología vasca) estaba en las Peñas de Aia y desde allí intentó tirar una roca para destrozar Bayona. Sin embargo, se tropezó y la roca se le escapó, cayendo junto a la playa de Hendaya y rompiéndose en dos. Justo al lado de estas dos rocas existen unas cuevas en la pared del propio monte, que con la marea baja veréis a niños y no tan niños escalar e introducirse en ellas hasta lograr encontrar la otra salida. 

 

8. Château Abbadia.

Se trata de una excéntrica mansión diseñada para un individuo aún más excéntrico, Antoine d’Abbadia. El palacete se encuentra en lo alto del monte, a 2km de la playa de Ondarraitz y es visible desde esta. 

El edificio comenzó a ser construido en 1864, y mezcla estilos tan dispares como el neogótico, el art nouveau, así como referencias orientales e inspiraciones medievales. Su encanto está en la habilidad que tuvo su arquitecto, Viollet le Duc, en mezclar todos los gustos e intereses de Abbadia. 

Si damos un paseo por el exterior de este, encontramos cosas tan curiosas como monos, cocodrilos o serpientes talladas en la fachada. Si recurrimos a su interior, destacan pinturas que representan costumbres de Etiopía, así como una capilla, la sala de fumar arábica o un observatorio astrológico que contiene un telescopio meridiano. 

No solo visitamos Château Abbadia por su riqueza artística, sino también lo hacemos por su localización, ya que ofrece unas vistas excelentes. Colocado en lo alto de la colina, podemos avistar Hendaya y Hondarribia, así como apreciar la silueta de la costa vasca, disfrutar de verdes explanadas que terminan en el mar y pronunciados acantilados. 

Sin lugar a dudas un lugar increíblemente curioso para todos aquellos amantes del arte, la historia y la arquitectura. 

 

Publicaciones relacionadas

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba